Resumen de la semana:
murió Alba, perdió el control de su carro y se estrelló. Murió el mimo, compañero de la universidad del pato y primo de mi primo; HIV. El jueves d perdí a Don Marcos como por dos horas en la clínica del seguro social y pensé que el viejito se había ido y ya no lo volvería a ver mas que en flyers de se busca. es cabrón que la gente se pierda, o que la pierdan. la muerte es algo más determinante (ya sé que esto es estúpidamente obvio pero bueno) Pensé en todos esos casos en que he sabido de gente perdida. En la estación de tren de Segovia dos jóvenes preguntaban desesperados al ticketero si había comprado un boleto una señora ya mayor, que estaba mal que si llegaba no le vendieran el boleto y les llamaran. Claro que nosotros tomamos el tren y ya no supimos nada. La primera foto por ejemplo, una militante del MIR que nunca apareció más que en mensajes que mandaba desde su detención a su madre, la madre murió a los 8 años de cáncer y al año murió su hermano de depresión. (se podrá morir de depresión? Awuevo). La segunda foto. Coco me mandó esto para que lo forwardeara, un niño perdido, lo forwardié y limpié mi conciencia. Puse mi granito de arena que posiblemente se hunde al fondo del mar porque soy un poco pesimista en este tipo de cosas y tengo que admitir que creo que no lo encontrarán pero ojala que sí. Don Marcos se había metido a una oficina y descansaba plácidamente sentado en una silla de espera, lejísimos de donde se suponía que tenía que estar. Habíamos ido al seguro a que se aseguraran de que sigue vivo y continúen mandándole su pensión y yo ya lo daba por atropellado o secuestrado, como lo he dicho, fatalista. Entre a la oficina lo tomé del hombro y salimos a la calle. No alcanzó a firmar porque claro que en el seguro todos esos trámites inician a las9 y terminan a la 1. Eran las 2 de la tarde y caminábamos al volvo cuando me agarré chillando.
Tengo todo el fin de semana intentando explicarme, pero explicarme bien, no chingaderas, qué significa perder a alguien.

Related Articles

2 comentarios:

Éstos vicios dijo...

Hace poco llegué a casa, las puertas estaban abiertas, las del patio, dónde seguro encontraría a mi madre, pero no estaba. La llamaba y nadie respondía, sentí mucho, mucho miedo. Su coche estaba en casa. No me atreví a subir las escaleras, temía encontrarla tirada en el baño o en alguna parte, preferí llamarla al celular, quizá había salido caminando (inusual en ella). Tampoco respondió. Subí las escaleras con tanto miedo. Tampoco estaba.

Sólo había ido al mercado, pero es justamente eso: se me había perdido.

Lorena dijo...

mi mamá se ira de vacaciones con una de sus comadres. hace rato me llamó, dice que mi papá se ha pasado todo el día preguntándolea: ¿donde estás?

(recordemos que mi padre además está ciego)

Archivo del Blog

Con tecnología de Blogger.