Sleepy time tea.
Lavaba la jarra de tu cafetera con calma, dejando correr el agua como si el mundo no la necesitara. Comentaste que no te había salido bien el último café y por lo tanto habías cambiado al té, habías optado por comprar mezclas prefabricadas con nombres que daban una idea de sus cualidades. Seguí tallando la capa oscura y delgada del cristal mientras hervías tu agua. Eché a andar la cafetera. Te escuchaba...

Related Articles

0 comentarios:

Archivo del Blog

Con tecnología de Blogger.