Ir al contenido principal


pásenle

Librería


1978 nazco y mi padre tiene en su librero la colección de la novela de la
revolución mexicana y algunos cuantos libros más. No más de 50. Mi madre escribía poesía.

1983 el Cecut inaugura su librería. Yo tenía 5 años y seguramente no sabía leer y ni me interesaba. Estaría ocupado intentando descifrar la responsabilidad de enfrentar el inodoro lo cual me costó mucho tiempo y muchas penas.

Circa 1985 aprendo a leer pero no me gusta.

1994 mi casa ya cuenta con un librero que cubría toda una pared, creación de mis dos hermanos mayores; inicia mi gusto por la lectura.

2002 asisto a mi primer taller de literatura en el Cecut a cargo de la escritora Cristina Rivera Garza y es el inicio de una no tan larga lista de talleres asistidos.

2006 se publica La Libertad: ciudad de paso mi segundo libro de poesía en la colección de literatura; CONACULTA/Cecut.

2007 Cecut cumple 25 años y sigo intentando descifrar mi responsabilidad con el inodoro, pero ahora siempre cerca de él, tengo algo que leer. Si lo pienso bien, todo en mi vida se ha hecho más fácil desde que leo.

Con motivo del 25 aniversario del Centro Cultural Tijuana y en colaboración con el Festival Entijuanarte, se generó el proyecto Memorabilia - una colección de objetos que se atesoran por las evocaciones que contienen- que se propone como un ejercicio de reflexión y comunicación en torno a los impresos sobrantes (conservados en la bodega del CECUT) de eventos que se llevaron a cabo durante ese largo periodo.

El proyecto Librería consta de 180 invitaciones originales para la inauguración de la librería del Centro Cultural Tijuana el 14 de septiembre de 1983. Cada una de estas 180 invitaciones fue intervenida en su parte frontal por citas provenientes de libros y revistas que se pueden encontrar en esta librería y que compré, robé o leí ahí mismo. La parte posterior se intervino con alguna memoria tanto del autor o de la obra citada al frente. De no recordar algo medianamente interesante se dio la información del libro. Durante la exposición se exhibirá un libro con las 180 invitaciones y algunas páginas con comentarios de los receptores de las invitaciones tanto en su formato real como virtual.

Si lees esto, seguramente recibiste una de estas piezas individuales por servicio postal o de forma electrónica y como este proyecto es de correspondencia, solicito que escribas a este email: omarpimienta@hotmail.com con una memoria o comentario en relación a la pieza, a la librería del Cecut o al autor (tanto de la cita como de la obra) a la mayor brevedad posible para que se incorpore en el libro. Fecha límite el 27 de septiembre 2007.

Gracias por participar.

Atte: Omar Pimienta

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Vine a tecolotlán a acompañar a mi padre, un tal Marcos Ramirez.

El se fue del pueblo un día que su madre le dijo que para él ya no había más tortillas, tenía 12 años.
Yo vine a teco a impedir que comiera muchas tortillas (por el diabetes) pero le dejo que como un par, porque me da miedo que se me vaya, un par nomas.

Los Zepeda. mañana posteo los recuerdos de los Zepeda.
Louie Navarro

Pescadores; de lo perdido, lo que aparezca.

La fotografía es un atentado contra la muerte. Louie Navarro se aferra con sus imágenes a un final digno, nos hace pensar que no todo está perdido, nos convierte en espectadores de sus duelos contra el tiempo y lo perecedero. Louie levanta la cámara cuando está tirado en el piso, herido de gravedad, consciente del poco tiempo que le resta, que nos resta. Dispara, obturador que se abre para dejar registro de que se luchó hasta el final. Se podría pensar que estos últimos disparos nunca dan en el blanco, que son simplemente un testimonio de dignidad, sin embargo en nuestro imaginario de duelos son estas última balas disparadas desde el suelo las que nos regalan un final feliz.

El trabajo fotográfico de Louie Navarro tiene los tintes trágicos de una lucha perdida; de un oeste salvaje e indomable. La foto-documentación de una comunidad de pescadores invadida por una productora cinematográfica que irónicamente capitaliza con l…
Poéticas de Emergencia: Ciudad Juárez.
Antes que nada quiero agradecer a Espacios Comunes por la oportunidad de impartir el taller en Ciudad Juárez en especial a Abril Catro, Armida Aponte, Buba Alarcón y Felípe Zúñiga.  Hoja de Ruta nos abrió las puertas de su biblioteca comunitaria para tallerear por cuatro días. Además al final del último día de taller convocó una lectura para la comunidad. Juárez es una ciudad que se parece a Tijuana por las condiciones geopolíticas obvias pero difiere en un montón de cosas. Mucho de el taller fue, por lo menos para mi, encontrar estas diferencias y dentro de las similitudes, poder articular algunas herramientas para la creación de poéticas de emergencia. 





Hoja de Ruta fue una gran sorpresa, Gaby Torres me dijo alguna vez, que dijo Oscar Wilde si mal no recuerdo, que no hay que bajar la cultura a un nivel de entendimiento básico, lo mejor sería, y es exactamente esto lo que pretende este colectivo con su biblioteca comunitaria, subir a la comunidad …